BREVE RESUMEN DEL CONTENIDO DE "LAS LEYES" DE PLATÓN

El Estado debe ser una auténtica "administración". La democracia, la oligarquía y la tiranía son todas
indeseables, porque son Estados clasistas y sus leyes se aprueban en bien de las clases particulares
respectivas y no para provecho de la ciudad entera. Los Estados que tales leyes tienen no son, en
realidad, auténticos sistemas de sana administración,
sino facciones o partidos, y su noción de la
justicia carece simplemente de significado. A nadie se le debe confiar el gobierno por consideraciones
de linaje o de riqueza, sino sólo porque personalmente tenga carácter y cualidades para gobernar, y los
gobernantes han de estar sometidos a la ley.
No era del agrado de Platón los Estados enormes, y así fija el número de los ciudadanos en 5.040 por
una serie de utilidades, aunque cabe suponer que se refiere al número de familias porque habla de la
misma cantidad de casas. Los ciudadanos poseerán casa y tierra, y deberán tener una moneda que
circule solamente entre ellos y no sea aceptada por el resto de la humanidad.
Platón se ocupa extensamente en el asunto de la designación y las funciones de los distintos
magistrados. Cabe destacar la distribución de ministros y que el principal se encargará de la
educación, cuidándose de dirigir a los jóvenes; el elegido y quien lo elige han de considerar que éste
es el más importante de todos los cargos principales del Estado y no permitir que la educación de los
jóvenes pase a ser un problema secundario
o accidental.
Habrá un comité de mujeres que controle a las parejas de casados durante diez años a partir del
matrimonio. Si una pareja no hubiere tenido ningún hijo durante ese tiempo, el comité gestionará el
divorcio de los cónyuges. Los hombres están obligados a casarse entre los treinta y los treinta y cinco
años de edad; las doncellas entre los dieciocho. Los varones harán el servicio militar entre los veinte y
los sesenta años. Ningún hombre podrá desempeñar cargos públicos antes de los treinta, y ninguna
mujer antes de los cuarenta. Control de natalidad por parte del Estado.
En el libro VII, habla Platón de la educación y de sus métodos. Los niños de pecho deberán ser
mimados con palabras frecuentemente; desde los tres hasta los seis, niños y niñas jugarán juntos
vigilados por niñeras. A partir de los seis se les separará y a cada sexo se le educará aparte.
Se les
enseñará y ejercitará en la gimnasia y en la música; se harán escuelas con profesorado extrangero y a
sueldo. Los adolescentes irán a diario donde también aprenderán otras asignaturas.
Legisla Platón sobre las actividades religiosas del Estado indicando que haya una función religiosa
cada día. Legisla también sobre la agricultura, y establece así mismo un código penal en el que insiste
en que se debe tener en cuenta el estado psíquico del reo.
En el libro X, expone Platón un programa de castigo al ateísmo y a la heregía. Indica la cercanía de
los dioses para con el hombre y sus pequeños
detalles. Al hereje moralmente inofensivo se le recluirá
cinco años, revisando sus creencias; la reincidencia será castigada con la pena de muerte. A los
herejes nocivos para los demás, se les condenará a cadena perpetua y se tendrá en menor a sus
familiares. Advierte también que, antes de perseguir a alguien bajo la acusación de impío, hay que
determinar
si el delito lo cometió por convicción o sólo por pueril ligereza.
Entre las cuestiones legales de que se trata en los libros XI y XII mencionaré por su especial interés
algunas: prohibición de la mendicidad; castigado con la pena de muerte la utilización de la Justicia
con ánimo de lucro; prohibición del enriquecimiento a partir del tesoro público; creación de
inspectores que vigilen las gestiones de los magistrados al cesar éstos de sus cargos; restricción por
parte del Estado en los desplazamientos de los ciudadanos por el extranjero para evitar contaminación
ideológica.
Se ve clarísimamente al leer "Las Leyes" que Platón aceptaba la institución de la esclavitud y que
consideraba al esclavo como propiedad de su amo, propiedad que podía ser enajenada. Platón decreta
que los hijos pertenezcan siempre al dueño de la esclava que los diere a luz, tanto si los ha engendrado
en ella un hombre libre como si ha sido un esclavo. Platón acepta simplemente la esclavitud y valora
en lo tocante al trato debido a ellos, ni le agrada por una parte una laxitud, ni una brutalidad.

En cuanto a la guerra, el personaje del Extranjero repara en que respecto a la guerra civil el mejor
legislador tratará de evitarla en su Estado, o, si llegase a estallar, procurará reconciliar y amistar a los
bandos contendientes; respector a la guerra exterior, el verdadero hobre de Estado pondrá sus miras en
lo más conveniente que es asegurar su felicidad a ser posible en la paz y en la buena voluntad. Platón
no opina que el sistema gubernamental haya de existir para la guerra (como los personajes de Clinias
y Mégilo), sino que la guerra ha de buscar la paz.
* * * * * * * * * *
Los griegos tenían en alto grado una conciencia política: no concebías el recto vivir como no fuese en
la "polis". Así, es natural que Platón, al meditar sobre la vida recta en general, es decir, sobre el vivir
conveniente al hombre en cuanto a hombre, reflexionara también sobre el Estado en cuanto tal, o sea,
sobre la "polis" ideal. El era filósofo, y lo que le interesaba no era tanto la Atenas ideal o la Esparta
ideal, sino la Ciudad ideal, la Forma arquetípica de la que todos los estados empíricos son meras
aproximaciones. Sin que esto quiera decir, por supuesto, que la concepción platónica de la "polis" no
estuviese muy influída por la realidad
de las ciudadesestado
griegas de su tiempo. Pero Platón
encuentra los principios básicos de la vida política, lo que parece ser fundamentos de una teoría
filosófica del Estado. Y digo de una teoría filosófica del Estado porque una teoría de reforma
inmediata no es ni general ni universal,
mientras que lo escrito por Platón acerca del Estado se basa
en la naturaleza misma del Estado en cuanto tal, y por ello está destinado a ser universal. Es cierto que
Platón se ocupó de reformas que él creía necesarias dada la situación de los Estados griegos de aquel
entonces, y que su teoría la montó sobre el trasfondo de la "polis" griega; pero, como trató de ser
universal y de atenerse a la naturaleza misma de la vida política, mi opinión (y habiendo consultado
referencias a otras obras de Platón sobre el Estado: "La República" y "El Político") es que estructuró
una teoría filosófica del Estado, aunque sea una teoría que ponga poco relieve en la individualidad y
presente serios problemas de libertad.

OPINION PERSONAL
La teoría política de Platón se desarrolla en íntima conexión con su ética. La vida griega era
esencialmente una vida comunal, vivida en el seno
de la CiudadEstado
e inconcebible aparte de la
Ciudad. Para un filósofo
como Platón, interesado en todo lo relativo a la felicidad del hombre, y a la
vida verdaderamente buena para el hombre, era una necesidad imperiosa determinar la genuína
naturaleza y la función del Estado. También se extrae que Platón no aceptase la idea de que hay una
moral para el individuo y otra para el Estado, así como el Estado como una personalidad o como un
organismo que pudiese o debiese desarrollarse sin restricción alguna, sin tener que atender a la Ley
Moral: el Estado no es el árbitro de lo justo y lo injusto, la fuente de su propio código moral y la
justificación absoluta de sus propias acciones

No hay comentarios :

Publicar un comentario

DEJA TU COMENTARIOS CON TUS DUDAS Y SUGERENCIAS,ASI COMO TAMBIEN UN PEDIDO EN PARTICULAR.
TAMBIEN PUEDES TU CORREO ELECTRONICO PARA UNA RESPUESTA MAS RAPIDA.